Ley Lassalle Vs. P2P: Transfiere tus torrents de manera totalmente anónima

Tenemos en ciernes la nueva Ley Lassalle, la perversión de la Ley Sinde.

Más allá de lo que ya sabemos de cierre de webs, persecución de sitios con enlaces a contenidos con derechos de autor (excepto Google y similares), y los huevos de pascua que se detallan con precisión en el enlace del párafo anterior, hay una parte que resulta especialmente inquietante por lo difuso que es uno de los conceptos de esta ley.

Me refiero a la parte en la que las operadoras deberán identificar con nombre, dirección, etc. a aquellos que pongan a disposición pública contenidos protegidos por derechos de autor, además de la parte correspondiente al concepto de copia privada, que obligará a tener el original… esto último daría para otro post sobre como saben si tienes el original si lo has descargado de algún servicio como Spotify o iTunes.

Aunque pueda parecer que esto va destinado solo a los propietarios de webs, dando una vuelta de tuerca a estos dos conceptos nos encontramos que también pueden ir a por los usuarios de aplicaciones P2P, por no disponer del original y por ofrecer públicamente una obra protegida en una red.

Esta apreciación personal me la ha confirmado el abogado Javier de la Cueva:

 

Así que, como es mejor prevenir que curar, vamos a ver como podemos seguir usando aplicaciones de P2P sin que las operadoras sepan que estamos haciendo.

Opción 1: Usar una VPN

Esta es la más sencilla y económica de todas las opciones, usar una red privada virtual que permita el tráfico P2P. De este modo todo el tráfico de nuestro ordenador con la aplicación P2P estará cifrado y será imposible para los proveedores de internet saber que estamos haciendo.

En internet existen multitud de servicios de estos, he probado varios en los últimos años y finalmente me he quedado con la empresa Private Internet Access, ofrecen conexión por múltiples localizaciones, desde EE.UU a Hong Kong pasando por Canadá, Suecia, Suiza o Rumanía entre otros países.

Sin límite de ancho de banda, permiten usar P2P sobre su red y pagando anualmente el precio por mes es de solo $3,33, 2,5€ mientras escribo este post.

Es sencillo de configurar empleando la aplicación que tienen para Windows y Mac, y también se puede usar desde Linux y dispositivos iPhone/iPad o Android.

Y lo más importante de todo, no guardan registro de logs de nuestra actividad, la privacidad es total si encima hacemos el pago con Bitcoins y usamos un email alternativo, como los de www.tormail.org, aunque para hacerlo totalmente anónimo os recomiendo leer antes este post.

Pantallazo-6

Opción 2: Alquilar una seedbox

Una seedbox es una máquina conectada a internet y preparada para servir en la red torrent, se maneja a través de interfaz web y los archivos descargados podemos recuperarlos por ftp (mejor una que soporte FTPS o SFTP para transferir los archivos cifrados hasta nuestro ordenador).

He rebuscado por la red y lo más barato que he encontrado son $17,95 mensuales por una cuenta individual con 50GB de espacio para descargar torrents.

También hay cuentas con más espacio o servidores para grupos, 8 cuentas unas 200 GB cada una por $124 mensuales.

http://www.xirvik.com/index_2.html

Opción 3: Montar tu propia seedbox segura y anónima

Para esta opción es necesario tener algunos conocimientos técnicos, voy a tratar de explicarlo de la manera más sencilla posible.

Primero vamos a elegir el servidor en el que vamos a instalar las aplicaciones.

Si es para nosotros solos, nos llegaría con el servidor dedicado más bajo de gama de esta web:

http://www.ovh.es/servidores_dedicados/kemsirve.xml

Con IVA son unos 12€ al mes.

100Mb de ancho de banda, 5TB mensuales de transferencia, tras los cuales baja la velocidad a 10 Mbps… nos vale.

A veces, aunque selecciones el más barato, te dan uno con más procesador, con el disco duro no se suelen equivocar.

A veces, aunque selecciones el más barato, te dan uno con más procesador, con el disco duro no se suelen equivocar.

Como la mayoría de los proveedores de estos servicios, no se permite usar P2P para transferir contenidos con derechos de autor… luego solucionarems este punto.

En el proceso de contratación seleccionaremos la opción “Expertos: distribución base”, en la siguiente pantalla elegiremos “CentOS 6”.

Pantallazo-3

 

Rellenamos nuestros datos, pagamos y esperamos 1 hora hasta recibir los datos de acceso al servidor.

Para conectar con esos datos usaremos putty desde Windows o desde un terminal de MacOS o Linux.

Tenemos la IP del servidor, el usuario root y la clave que le han asignado a la máquina.

Una vez conectados, lo primero que haremos es cambiar la clave por defecto por una nuestra ejecutando el siguiente comando:

passwd

Ahora vamos a crear un usuario nuevo que será el que usemos en el futuro para conectar de este modo a la máquina, ya que vamos a quitar el acceso remoto al usuario root:

useradd soydelbierzo

passwd soydelbierzo

Elige el nombre de usuario que más rabia te dé, no hace falta que uses el mismo del ejemplo.

Nos desconectamos, volvemos a conectarnos pero esta vez con el nuevo usuario y la clave que le hemos asignado.

Ahora estamos dentro de la máquina con un usuario sin privilegios, para usar el usuario root y seguir configurando ejecutaremos:

su –

Nos pedirá la clave que le asignamos al usuario root anteriormente.

Ahora que volvemos a ser root, vamos a empezar a instalar cosas. Primero vamos a cerrar el acceso remoto al usuario root:

vi /etc/ssh/sshd_config

Cambiamos la línea #PermitRootLogin yes por PermitRootLogin no

Guardamos los cambios y ejecutamos

service sshd restart

Ahora ejecutaremos un comando para actualizar el sistema operativo:

yum upgrade

Finalizada al actualización, si se ha actualizado el kernel, resetearemos la máquina con el comando reboot y nos volveremos a conectar, de lo contrario seguiremos:

yum install yum-cron

Este comando ejecutará una actualización diaria de manera automática.

Ahora vamos a desactivar el IPV6 que traen de serie estos servidores y que no necesitamos para nada ahora mismo, salvo para tener algún problema de seguridad, ejecutaremos:

sysctl -w net.ipv6.conf.all.disable_ipv6=1
sysctl -w net.ipv6.conf.default.disable_ipv6=1

vi /etc/sysconfig/network

Dentro verificaremos que está así la siguiente línea:

NETWORKING_IPV6=no

Guardamos y ejecutamos:

vi /etc/sysconfig/network-scripts/ifcfg-eth0

Editamos estas tres líneas para que queden así:

IPV6INIT=no
#IPV6_AUTOCONF=no
#IPV6ADDR

Guardamos y ejecutamos:

vi /etc/sysctl.conf

Añadiremos estas dos líneas:

net.ipv6.conf.all.disable_ipv6=1
net.ipv6.conf.default.disable_ipv6=1

Guardamos y ejecutamos:

/etc/init.d/network restart

Ahora vamos a instalar unas cuantas cosas, ejecutaremos los siguientes comandos:

yum install vsftpd

rpm -Uvh http://download.fedoraproject.org/pub/epel/6/i386/epel-release-6-8.noarch.rpm

(Nota: esta URL puede cambiar, aquí puedes conseguir el último si este no funciona)

cd /etc/yum.repos.d/
wget http://geekery.altervista.org/geekery-el6-x86_64.repo

rpm -Uvh http://packages.sw.be/rpmforge-release/rpmforge-release-0.5.2-2.el6.rf.x86_64.rpm

yum install transmission fail2ban openvpn nginx

Ahora vamos a ir configurando todo lo que hemos instalado, empezando por fail2ban, una utilidad para bloquear a los bots que se dedican a rastrear direcciones IP con puertos abiertos y tratar de acceder a ellos.

vi /etc/fail2ban/jail.conf

Cambiaremos la línea:

bantime  = 600

por:

bantime  = 86400

En el apartado [ssh-iptables] cambiamos:

maxretry = 5 por maxretry = 3

En el apartado [vsftpd-iptables] cambiaremos:

maxretry = 5 por maxretry = 3 y enabled  = false por enabled  = true

Guardamos y seguimos:

chkconfig fail2ban on

service fail2ban start

Ahora vamos a crear un certificado digital autofirmado para el FTP seguro que no caduque en 10 años:

openssl req -x509 -nodes -days 3650 -newkey rsa:4096 -keyout /etc/vsftpd/vsftpd.pem -out /etc/vsftpd/vsftpd.pem

Nos pedirá una serie de datos que dejaremos en blanco.

Editamos el archivo del servidor de FTP:

vi /etc/vsftpd/vsftpd.conf

Cambiamos:

anonymous_enable=YES por anonymous_enable=NO

#chroot_list_enable=YES por chroot_list_enable=YES

#chroot_list_file=/etc/vsftpd/chroot_list por chroot_list_file=/etc/vsftpd/chroot_list

Al final del archivo añadiremos lo siguiente:

ssl_enable=YES
allow_anon_ssl=NO
force_local_data_ssl=YES
force_local_logins_ssl=YES
ssl_tlsv1=YES
ssl_sslv2=NO
ssl_sslv3=NO
rsa_cert_file=/etc/vsftpd/vsftpd.pem
require_ssl_reuse=NO

Guardamos y ejecutamos un comando para meter nuestro usuario en la lista de chroot:

echo soydelbierzo > /etc/vsftpd/chroot_list

chkconfig vsftpd on

service vsftpd start

Pasamos a configurar el servidor web Nginx para que actúe como proxy inverso de la web del servidor de torrents Transmission, generamos un nuevo certificado y cerramos el puerto 80:

openssl req -x509 -nodes -days 3650 -newkey rsa:4096 -keyout /etc/nginx/cert.key -out /etc/nginx/cert.crt

rm /etc/nginx/conf.d/default

Configuramos el proxy:

vi /etc/nginx/conf.d/ssl.conf

En su interior pondremos la configuración de este archivo (pincha este enlace para verlo).

Los métodos de cifrado son los más seguros a fecha de hoy, a la vez que funcionan con todos los navegadores web, de ordenador o smartphone.

Llegamos a los dos últimos pasos, la vpn y configurar Transmission.

Lo primero es tener una cuenta de VPN, en este ejemplo usaremos la de Private Internet Access por ser la más barata, rápida y segura que he localizado  ($3,33 al mes si te subscribes anualmente).

Ejecutamos:

cd /etc/openvpn/

wget https://www.privateinternetaccess.com/openvpn/openvpn.zip

unzip openvpn.zip

rm openvpn.zip

Ahora tenemos un montón de archivos .ovpn con la configuración para conectarnos a alguna de las múltiples salidas que tienen.

Vamos a usar la de Holanda, pero como no queremos que todo el tráfico del servidor salga por la VPN, tan solo el propio de los torrents, editaremos el archivo correspondiente:

vi Netherlands.opvn

Añadiremos al final la siguiente línea:

route-nopull

Y cambiaremos:

auth-user-pass por auth-user-pass acceso.txt

Guardamos y creamos el archivo acceso.txt:

vi acceso.txt

En la primera línea pondremos el usuario que nos han asignado, en la segunda la clave.

Guardamos y ejecutamos:

openvpn –config /etc/openvpn/Netherlands.ovpn &

ifconfig tun0

Si todo ha ido correcto, nos aparecerá la información del nuevo dispositivo virtual de red que nos conecta a la VPN, nos fijaremos en la segunda línea, por ejemplo:

inet addr:10.160.10.10  P-t-P:10.160.10.9  Mask:255.255.255.255

Nos quedamos con el primer dato, 10.160.10.10 con el que ahora vamos a indicarle al sistema que marque el tráfico de datos de Transmission y lo envíe por la VPN y no por la red normal:

echo “1 transmission” >> /etc/iproute2/rt_tables
ip route add 10.160.0.0/24 dev tun0 src 10.160.10.10 table transmission
ip route add default via 10.160.10.10 dev tun0 table transmission
ip rule add from 10.160.10.10/32 table transmission
ip rule add to 10.160.10.10/32 table transmission
ip route flush cache

Nota: Cuando tenga otro rato haré un script para automatizar esta parte.

Y finalmente configuramos Transmission, el servidor de torrents.

En el servidor del ejemplo, el punto de montaje con más de 400 GB de espacio libre es /home/ para que Transmission lo pueda usar ejecutaremos:

mkdir /home/soydelbierzo/transmission

chown soydelbierzo:soydelbierzo /home/soydelbierzo/transmission/

(Recuerda cambiar soydelbierzo por el usuario que has creado al principio con el comando adduser)

vi /home/soydelbierzo/transmission/transmission-daemon

Y añadimos esta línea:

DAEMON_ARGS=”-i 10.160.10.10 -r 127.0.0.1 -ep -u UNUSUARIO –password UNACLAVE -b -t -a \”*.*.*.*\” ”

Cambia UNUSUARIO y UNACLAVE por el usuario y clave que quieras… pero no uses los mismos que tienes para acceder al servidor, por seguridad. Ejecutamos:

chown soydelbierzo:soydelbierzo /home/soydelbierzo/transmission/transmission-daemon

chmod 755 /home/soydelbierzo/

Editamos:

vi /etc/init.d/transmission-daemon

Eliminamos esta línea para que no queden logs de lo transferido:

DAEMON_ARGS=”-e /var/log/transmission/transmission.log”

Modificamos:

TRANSMISSION_HOME=”/var/lib/transmission”

por:

TRANSMISSION_HOME=”/home/soydelbierzo/transmission”

Cambiamos el usuario que ejecuta Transmission:

DAEMON_USER=”transmission”

por:

DAEMON_USER=”soydelbierzo”

Cambiamos también:

[ -e /etc/sysconfig/transmission-daemon ] && source /etc/sysconfig/transmission-daemon

por:

[ -e /home/soydelbierzo/transmission/transmission-daemon ] && source /home/soydelbierzo/transmission/transmission-daemon

Guardamos y arrancamos Transmission:

service transmission-daemon start

service nginx start

El servidor comenzando a transferir

El servidor comenzando a transferir

Ahora si nos apetece podemos ir a www.nic.tk y registrar un dominio gratuito, que apuntaremos a la IP pública de nuestro servidor seleccionando la opción DNS que nos ofrecen al registrarlo.

Tras activarlo (mirad la carpeta de spam) estará todo listo para acceder:

https://eldominioqueheregistrado.tk

Pantallazo-7

Ojo, el certificado digital para la conexión segura es autofirmado, el navegador web nos sacará una advertencia, es normal.

Nos pedirá el usuario y password que configuramos en Transmission y listo, podemos añadir archivos torrent, magnet links o bien enlaces directos a la descarga del archivo de torrent.

También podemos trastear con la configuración, ancho de banda máximo de subida y bajada… esto es importante, recordemos que tenemos 5TB de datos al mes antes de que nos bajen la velocidad de la conexión de 100 Mbps a 10 Mbps y que aquí la velocidad de la red es simétrica, a diferencia de un cliente de torrent en casa, nos encontraremos que enviamos muchos más datos de los que recibimos.

Podemos poner menos velocidad de subida que de bajada o activar la opción de cortar la subida cuando se supere cierto ratio subidas/bajadas. Personalmente prefiero la opción 1.

Pantallazo-8

5TB de datos vienen a ser 2MB por segundo durante un mes, que serían 1MB de subida y otro de bajada ya que parece que es así como esta empresa computa el consumo de datos. Calculad vosotros como configurar esos límites de transferencia 😉

Ah, y desde el móvil también podemos acceder con facilidad ya que la interfaz se adapta a estos dispositivos.

Screenshot_2013-03-24-23-56-40

 

Y ya tenemos nuestra propia seedbox con más de 400GB de espacio por 14,5€ al mes, por un poco más podemos tener 1TB de espacio, incluso podemos pillar servidores más potentes o con más espacio en otros proveedores como los que subasta Hetzner en su web.

Mercadona y el IVA (y 2)

Aunque el otro post era sobre el pensamiento crítico y no una comparativa en si misma, aquí va la continuación, con comparación de precios de hace casi dos meses y hoy.

Albarán de compra 14/07/2012

image

image

Albarán de compra 08/09/2012

image

image

Entre ambos albaranes hay 12 productos comunes a ambas compras.

De los 12 sube de precio 1, la leche entera que curiosamente tiene el IVA superreducido que no ha aumentado su porcentaje (ya comenté en el otro post que el mercado de la leche varía continuamente de precio).

Otro baja de precio, el aceite de oliva intenso.

Los otros 10 son exactamente iguales hace casi dos meses y hoy, uno de estos 10 es el servicio de entrega a domicilio que permanece igual.

Todos los precios son con el IVA incluido.

Nota: los huevos aparecen en ambos albaranes con diferente precio pero no son iguales, el del primero corresponde a media docena y el de hoy a una docena.

Espero que con esto la gente que me pedía más pruebas quede satisfecha.

Por esto luchan los Mineros #ResistenciaMinera

Desde que comenzara la lucha de los mineros asturianos y leoneses hace unas semanas, además de las múltiples muestras de apoyo, he presenciado todo tipo de quejas, desde personas molestas por los petardazos que han ido soltando por Madrid hasta que si el carbón no es el futuro…

No voy a entrar otra vez en esos temas, ya se ha escrito bastante sobre el carbón, donde van las ayudas, quien se enriquece a costa de ellos o sobre los nuevos métodos que se están desarrollando para quemar carbón y no emitir CO2 al ambiente.

Os voy a contar una historia que viví en directo, la de 2 mineros, Óscar Fernández García y Elder Francisco Magro Alonso, que en agosto del año 2003 tenían 32 y 42 años respectivamente.

Trabajaban en el pozo Albares en la localidad berciana de La Granja de San Vicente cuando la galería que estaba a sus espaldas se derrumbó dejándolos atrapados sin apenas comida ni agua.

Durante las primeras horas se desconocía si estaban vivos o muertos, pero con la misma fuerza y arrojo que vemos estos días en sus manifestaciones y cortes de carreteras, sus compañeros mineros se lanzaron sin dudarlo un instante a una operación de rescate épica.

La galería derrumbada se encontraba a 2 kilómetros de la entrada de la mina, se establecieron turnos de 4 horas en las excavaban un nuevo tunel de 80×90 cm a un ritmo de 1 metro por hora en busca de sus compañeros atrapados.

Al equipo se unieron bomberos de Valladolid que trajeron consigo un equipo de detección de personas atrapadas que se había adquirido para la búsqueda de supervivientes en colapsos de edificios y que fue de gran ayuda.

20120606-211757.jpg

A las 5 de la mañana del segundo día los rescatadores escucharon golpes metálicos, había al menos un superviviente, como eran golpes rítmicos de 2 en 2, interpretaron que les querían decir que ambos seguían con vida, eso les dió los ánimos que necesitaban en ese momento y supuso una inyección de esperanza para los dos centenares de personas que esperábamos a la entrada de la mina, que solo podíamos dar nuestro apoyo a los turnos de trabajo que entraban y salían de la mina.

No recuerdo que hora era, había amanecido y salía la vagoneta de la mina, comenzaron a sonar los aplausos que se daba a cada turno en agradecimiento por su labor, pero esta vez hubo un estallido de júbilo entre los presentes, ambos mineros salían con vida y por su propio pié ayudados por sus compañeros, que habían logrado la hazaña de rescatarlos en el tiempo record de 49 horas.

20120606-211954.jpg

Habían sobrevivido con el aire justo, bebiendo el agua que se filtraba entre las rocas y con el bocadillo que portaban al entrar a trabajar.

20120606-212007.jpg

La próxima vez que escuches a los mineros tirar petardos por la Castellana o en cualquier carretera, en lugar de quejarte por el ruido, sal a la calle o a la ventana, bájate de tu coche, muestra tu apoyo y respeto porque están luchando por mantener sus trabajos y su trabajo es jugarse la vida todos los días para propocionar una vida digna a su familia.

Ellos son la punta de lanza de la lucha obrera y amigos, todos somos obreros aunque no llevemos mono, casco, nos metamos en una mina o subamos a un andamio, no te confundas porque lleves maletín, corbata y tu puesto de trabajo sea en una oficina delante de un ordenador.

Su lucha es tu lucha, su ejemplo de dignidad debe ser el de todos.